Archivo por meses: octubre 2015

Un desfibrilador salva la vida de un joven en Alcorcón.

 

IMG_7937

Un desfibrilador del Proyecto Salvavidas ubicado en un Polideportivo de Alcorcón y la rápida actuación de los monitores deportivos salvaron la vida de Ángel Lázaro, un joven de 26 años.

Cada año en España fallecen más de 25.000 personas de muerte súbita en España, la rápida actuación con un desfibrilador y Reanimación Cardiopulmonar podrían salvar más de 4.500 vidas cada año.

El Proyecto Salvavidas con más de 2.500 desfibriladores instalados es la principal referencia de la cardioprotección en España, muchos de estos equipos se han instalado gracias a campañas solidarias que se organizan en colegios, asociaciones, ayuntamientos y empresas. Alcorcón gracias a estas campañas es uno de los municipios más cardioprotegidos de España y en las próximas fechas duplicara el número de equipos gracias a la campaña Cardio Vending, una iniciativa pionera del proyecto salvavidas que consigue instalar espacios cardioprotegidos sin coste para empresas y ayuntamientos, gracias a los consumos en las máquinas expendedoras y a las empresas operadoras que colaboran de forma desinteresada con el proyecto salvavidas destinando unos céntimos de cada consumo al propio proyecto. Todas las instalaciones del Proyecto están certificadas como Espacios Cardioprotegidos por la Sociedad Española de Medicina SEMST.

El 16 de septiembre Ángel cayó desplomado de forma repentina, hoy ya podemos hablar con él y nos explica que es lo que ocurrió ese día.

Proyecto Salvavidas: ¿Que recuerdas de ese día?

Ángel Lázaro: De ese día no recuerdo nada y de días anteriores tampoco.

PS: ¿Habías notado algo anteriormente, sabias si tenías alguna cardiopatía?

Lo que notaba es que estaba mucho más cansado en el entrenamiento, pero todo lo achacaba al cansancio, agotamiento. Yo no tenía ninguna cardiopatía.

PS: ¿Y cuándo despertaste que te dijeron?

A.L.: Cuando desperté al cabo de unos días (no sé exactamente cuántos) el cardiólogo y mi hermana me contaron lo que ocurrió. Que entrenando tuve una parada.

PS: ¿Ahora cómo te encuentras?

A.L.: Ahora me encuentro bien. He seguido con mi vida “normal” y la recuperación ha sido rápida y satisfactoria.

PS: ¿Conocías cómo funciona un desfibrilador?

A.L.: Si conozco el funcionamiento del desfibrilador. Soy socorrista de piscina y monitor de natación, allí nos enseñaron su funcionamiento y a utilizarlo.

PS: ¿Sabías que el polideportivo contaba con uno?

A.L.: Si, había visto que el polideportivo contaba con una en la sala.

PS: ¿Tras sufrir este percance, que opinión tienes de los desfibriladores?

A.L.: Mi opinión no puede ser otra que esto salva vidas, y creo que todo el mundo tiene que tener el deber de saber utilizarlo.

PS: ¿Tu hermana es cardióloga, imagino que te habrá explicado que ha ocurrido y cómo funcionan estos equipos?

A.L.: Si, mi hermana y yo hemos hablado de esto, pero aparte como te he comentado antes ya lo conocía y conozco lo importante que son estos equipos.

PS: ¿Que te gustaría que las personas e instituciones sepan sobre la cardioproteccion?

A.L.: Que un percance como este le puede ocurrir a cualquiera. Yo soy una persona sana que me gusta mucho el deporte y las actividades al aire libre.

No estamos ninguno libre de que pueda pasar, y si se tiene la desgracia de que nos ocurre, aparatos como estos y la lucha incansable de una persona que sepa utilizarlo te salva la vida

salvavidas

¿Quieres cardioproteger tus espacios? comunícate con nosotros salvavidas@salvavidas.eu o en el teléfono 91 1250500.