“He salvado la vida de mi hermano”

El mes de agosto todos esperamos descansar, relajarnos y tener unas vacaciones tranquilas o excitantes pero sin contratiempos, sin embargo a veces la vida nos sorprende como le ocurrió a Alberto M., que ha querido compartir con nosotros su testimonio.

parador_de_siguenza_2

Alberto tiene un desfibrilador que consiguió gracias a la venta de pulseras pues le pareció interesante por su trabajo y aficiones . ” Compré hace aproximadamente 4 años un desfibrilador con el proyecto de las pulseras. En mi caso el DESA lo llevo siempre conmigo (clases, partidos, arbitraje, airsoft), pues ademas de mi trabajo doy clases de tenis y padel”

Pensemos además que, si hoy en día hay pocos desfibriladores imaginemos el desconocimiento que se tenía unos años por eso nos comentaba que  “en los sitios donde suelo ir no es habitual que haya ningún tipo de DESA ni nada parecido, por lo que en su momento decidí adquirirlo para estar seguro que en mis clases, partidos o arbitraje no pasara nada o por lo menos que me ayudara si fuese necesario, Además soy voluntario de Cruz Roja en el área  transporte sanitario.

14063_terminada_la_pista_de_padel_en_sig_enza

Otro hobby que tengo es el airsoft , un juego/deporte de estrategia basado en la simulación militar. Se utilizan réplicas de armas de fuego que disparan pequeñas bolas de PLGA o biodegradables de 6 u 8 mm de diámetro, se suele jugar en campos (no siempre) de difícil acceso o muy difícil acceso para las ambulancias, en las que la única posibilidad de acceso rápido sería un helicóptero, por lo que si pasara algo a alguien las probabilidades de salvación sería casi nula. Como precaución llevo siempre un botiquín (parte de este botiquín me lo distéis vosotros) y en el cual llevo el DESA. Por suerte nunca he tenido que usarlo.”

0

 Siempre decimos que un desfibrilador es ese aparato que hay que tener pero que es mejor no tener que usar nunca, y en el caso de Alberto, durante más de 3 año, así ha sido, hasta el primer fin de semana de agosto en que lo tuvo que usar tal y como el mismo nos relata  “por desgracia o suerte tuve que usar el DESA el otro día (como siempre suelo llevar el botiquines a los partidos). El fin de semana del 5,6,7 de Agosto se celebra en Sigüenza un torneo de Padel, al cual nos apuntamos mi hermano y yo. El Viernes 5 empezamos a jugar y ese día transcurrió sin problemas. Al día siguiente nos tocaba jugar por la noche, a las 22:00 h,, así que empezamos y todo iba normal hasta que sobre las 22:45 mi hermano se desplomó en la pista. Rápidamente fui a ver que pasaba, pasados unos segundos dejó de respirar y no respondía, por lo que pedí a los compañeros que estaban en la pista que fueran corriendo a buscar mi botiquín y llamasen a la UVI/SVA mientras empecé a realizar RCP. Una vez que lo trajeron un compañero me sustituyó en el masaje cardiaco y le puse el DESA, la canula orofaringea, ambú y a seguir sus instrucciones. 

bichos-alta

El desfibrilador nos hizo pulsar 3 veces , y al cabo de un minuto después de la tercera descarga mi hermano empezó a responder, poco a poco, en ese momento ya le puse un pulxiómetro para ver su estado de saturación y pulso.
Conforme pasaba el tiempo iba mejorando y al cabo de unos 5 minutos de estar recuperado vino la UVI/SVA, explicándole todo lo sucedido al medico procedieron a estabilizarlo, pero ya estaba fuera de peligro. 

Se lo llevaron a Guadalajara, que es el Hospital más próximo, dónde ingresó en la UCI.”

instalación3

 A veces pensamos que no sabríamos reaccionar, pero Alberto nos demuestra con su actuación ejemplar que todos llevamos un salvavidas dentro.

Por suerte cada vez hay más desfibriladores en lugares públicos, y efectivamente no todo podemos llevar siempre uno encima, por eso lo ideal es que todos los lugares donde es susceptible que esto pase, bien por ser un lugar donde se realiza deporte o actividad física considerable, bien por una afluencia de público grande, cuente con un equipo y personal formado para su uso.  ”En en polideportivo en el que jugamos de Sigüenza había un DESA pero le puse el mío que fue el que llego primero”.

 Desde aquí sólo podemos felicitar a Alberto por su actuación, desear una completa recuperación a su hermano (la cual nos consta que va por muy buen camino) y compartir su experiencia con todos porque esta es una historia de las que nos gustan, con final feliz, algo que muy probablemente no se habría dado si no hubieran contado con un desfibrilador cerca.

“Gracias por la compra que hice y que la gente me llamaba tonto por que un particular compró un DESA, ahora sé por que lo hice y doy gracias a Dios de no hacer caso a la gente que me dijo que para que. Ahora les pueda dar una respuesta. HE SALVADO LA VIDA DE MI HERMANO” 

Si quieres conocer más acerca de la campaña de Pulseras Salvavidas no dudes en contactar con nosotros en el teléfono gratuito 900 670 112 o a través del mail salvavidas@salvavidas.eu.

IMG-20150608-WA0026

 

2 pensamientos en ““He salvado la vida de mi hermano”

  1. Geronimo Suarez

    Saludos ustedes tienen los desfribadores están en México, que costo tienen? Pueden ser usados en taxis? Me interesa su producto

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>