Gasolinera Cardioprotegida.

Una gasolinera que salva vidas en Madrid

La estación de servicio de San Sebastian de los Reyes, es la primera de la comunidad de madrid con zona cardioprotegida. Si un cliente sufre un infarto, sus empleados podrán reanimarlo durante el tiempo que tarden en llegar los sanitarios.

Se encuentra con mal estar dolor opresivo en el pecho, le cuesta respirar, sudores fríos, palidez… se desploma inconsciente y sin respirar súbitamente en el margen de la carretera N-1 Km 24,100 -dir. Burgos-a su paso por San Sebastian de los Reyes,  esta persona tendría una respuesta y atención inmediata hasta la llegada de la ambulancia.

La estación de servicio Setor S.A posee desde la semana pasada un desfibrilador Zoll AED 3 para uso de sus clientes y de los vecinos de la zona, un equipo que permite convertirla en la primera gasolinera de Madrid Cardioprotegida.

Aunque las gasolinera no están obligadas a instalar el desfibrilador según el nuevo decreto de Madrid que en Septiembre entra en vigor, Setor S.A aspira a ser un ejemplo para otras.

¿Qué es un desfibrilador?

Primeramente un desfibrilador es un aparato electrónico que mediante un electrocardiograma del ritmo cardíaco del paciente, diagnostica una fibrilación ventricular o una taquicardia ventricular sin pulso, para luego reestablecerlo mediante una o varias descargas eléctricas. Los estudios avalan el gran uso del DESA (desfibriladores semiautomáticos externos), dado que están al alcance de cualquier persona, por eso, el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCM) publicó el Decreto 78/2017 a partir del 12 de septiembre del 2018, del Consejo de Gobierno, el cual regula la instalación y utilización de desfibriladores externos fuera del ámbito sanitario, es decir, en aeropuertos, hoteles, centros, entre otros. 

desfibrilador zoll aed 3

Decreto de los desfibriladores Madrid comienza en septiembre 2018

El Decreto tiene por objeto regular la instalación y utilización de desfibriladores externos, es decir, fuera del ámbito sanitario, estableciendo la obligatoriedad a los centros educativos, sea cual sea su tamaño. Las obligaciones generales que derivan de esta norma son:

1. Disponer de desfibriladores en:

  • Centros educativos de carácter público o privado.
  • Polideportivos externos a los centros, las instalaciones o complejos deportivos en los que el número de usuarios diarios sea mayor a 500 personas.
  • Establecimientos públicos, como templos o salones de actos, que posean una capacidad igual o superior a 2.000 personas.
  • Centros residenciales de mayores que dispongan de 200 plazas de residentes

2. Los desfibriladores deberán cumplir una serie de requisitos ya establecidos en el Real Decreto 1591/2009, los cuales deberán estar marcados con “CE” que garantiza su conformidad con los requisitos esenciales de aplicación. Para eso, es necesario que al optar por estos desfibriladores, se compruebe que el suministrador garantice el cumplimiento de dichos requisitos.

3. Los DEA se deberán instalar en lugares visibles que sean adecuados para su instalación. Para eso, se debe señalizar de acuerdo con lo recomendado por el Comité Internacional de Coordinación sobre Resucitación, al igual que su ubicación tiene que estar señalizada en los planos o mapas informativos de las instalaciones. A la hora de instalarlos deberán estar visibles las instrucciones para su uso, así como se deberán tener los números de emergencia para esos momentos en donde no se puede cesar la emergencia.

4. Los dueños de los centros que estén obligados a poseer un desfibrilador, serán responsables de acuerdo con las instrucciones del fabricante, de mantener y conservar en perfecto estado cada uno de ellos. 

5. Todos los titulares de los centros o instalaciones que están obligados a poseer desfibriladores y aquellos otros centros que los posean voluntariamente, deberán notificarlo mediante declaración responsable a la Consejería de Sanidad, donde indicarán el lugar donde va a quedar instalado y las características técnicas del mismo, al igual que llenarán los datos expuestos en el decreto. Notificar si se varía de lugar, de titularidad y sí se retira. 

6. Para utilizar los desfibriladores primero deberán estar conectados inmediatamente con los servicios de emergencia 112, los cuales se activan para ponerse en marcha de manera urgente la cadena de supervivencia. Y, una vez utilizado, el titular debe notificar su uso, en el plazo de 72 horas.

7. La Disposición Adicional Segunda del Decreto establece la formación para el uso de desfibriladores por personal no sanitario, que posibilite la adquisición de conocimientos básicos. En este decreto se estable el nivel de formación que debe tener el personal tanto teórico como práctico, por lo que, se impartirá un programa que acreditará la capacitación del alumnado para el uso de desfibriladores y una vez culminado el programa de formación, se le entregará una certificación que estará avalada. 

8. Las personas que podrán hacer uso de un desfibrilador semiautomático deberán ser:

  • personal sanitario.
  • Aquellas que hayan culminado la formación prevista anteriormente.
  • Aquellas que el servicio de emergencias 112 autorizará en el momento de no estar presente ninguna persona con formación previa.

9. En el decreto queda expuesto el Registro madrileño de desfibriladores adscrito a la Dirección General de la Inspección Sanitaria de la Comunidad de Madrid, el cual tiene como finalidad inscribir todos los datos relacionados con los desfibriladores, tanto como instalación, modificación y traslado, como las comunicaciones del uso.

10. Se inspeccionará los desfibriladores instalados para asegurarnos de la correcta notificación de la instalación de los desfibriladores.

11. Es obligatorio poseer uno o varios desfibriladores a partir del 14 de septiembre de 2018.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>